5 cosas que pueden aprender los niños en una excursión al campo

Hay pocas actividades que diviertan más a los niños que una escapada o excursión al campo. Donde pueden corretear y disfrutar de la naturaleza. Pero también aprender de ella. Y desarrollar ciertas aptitudes que luego les valdrán para su vida adulta, como coinciden muchos expertos. Entras ellas, mejorar la capacidad de atención, el desarrollo motor y cognitivo, la autonomía o la seguridad. Y de paso aprender a amar la naturaleza y cuidar del medio ambiente. Algo que luego podrán trasladar también a su vida en la ciudad. Todo suma. Como puedes ver en esta lista que hemos preparado de cosas que pueden aprender los más pequeños de la casa yendo de excursión al campo.

Conocer a los animales

Esto es, quizás, lo primero que verán y aprenderán al llegar al campo. Seguramente vuestro hijo se sorprenderá al ver mugir a una vaca. O balar a una oveja. O cuando contemple a un caballo o a los diferentes insectos y tipos de aves que no son habituales de la gran ciudad. Será una buena ocasión para que aprenda a distinguir a estos animales que viven en el campo. Y comprobar que no existen solo en las páginas de los cuentos o en los libros de Conocimiento del Medio.

Diferenciar los distintos árboles y plantas

Y aprender también los distintos frutos que dan y qué materias se pueden obtener de ellos. Los tipos de plantas. Sus partes. Los tipos de flores. Y trasladar al campo, de este modo, lo que han visto -o verán- en el colegio.

Aprender cómo es la vida en el campo

Seguramente a vuestros hijos e hijas le hayan hablado en clase de las zonas de cultivo y de la ganadería. Pero en el campo podrán verlo de primero mano. Y conocer cómo se cultiva la naturaleza. Se podría plantear, quizás, una visita a una de estas zonas. Para que además aprendan de primera mano cómo se trabaja. Y valoren después el esfuerzo de la gente que trabaja y vive del campo.

Conocer los paisajes

Si se sorprendió con las vacas y los caballos, imagina cuando tu pequeño levante la vista y vea la inmensidad de ese valle. O el río correr. O los valles. Una escapada al campo puede ser toda una clase de biología, pero también de geografía. Y rodeado de campo y animales. La diversión, en este caso, está asegurada.

Adquirir valores

Una excursión al campo puede servir para que tu hijo o tu hija aprenda a cuidar de la naturaleza y tratar con cariño a los animales. Por ejemplo, explicándole que no hay que tirar ni ensuciar el campo con papeles o que no se pueden arrancar las hojas de los arbustos. Pero no solamente eso. También podemos implicar a los más pequeños en su conservación. Está bien que sepan que no hay que arrojar basura. Pero vuestro pequeño también tiene que aprender por qué no hay que hacerlo. Y las consecuencias que esto conlleva. Como posibles incendios que ponen en peligro a personas y animales. Esto les servirá para adquirir respeto hacia el campo y responsabilidad con él. Y de rebote, solidaridad al saber que los recursos que da la naturaleza deben llegar a todo el mundo por igual.

Últimos artículos

Deja un Comentario

Contacta

En este momento no estamos en línea, pero puede enviar un email y nos pondremos en contacto con usted lo antes posible.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
1
Hola, 👋¿En qué podemos ayudarte?
Powered by
cuentacuentos